Con la llegada del verano y las durante todo el año deseadas  y ansiadas vacaciones, nuestros hábitos cambian y nuestras costumbres se relajan. Es normal -e incluso necesario- levantar un poco el pie del acelerador pero, incluso en estos tiempos de descanso, no deberíamos descuidar nuestra salud bucodental.

Es por esto que, desde el Colegio de Odontólogos y Estomatólogos de Valencia (ICOEV), nos advierten de los peligros que entrañaría no respetar nuestros hábitos de higiene bucodental en un momento en el que que el consumo de bebidas azucaradas, los excesos alimentarios y el aumento en la ingesta de alcohol son habituales. Las consecuencias en cuanto al incremento de la placa bacteriana, posibles inflamaciones en las encías y la aparición de caries.

Estas son algunas de las recomendaciones del ICOEV:

  • Mantener nuestras rutinas de cepillado, al menos tres veces al día.
  • Añadir el cepillo interdental  y la seda dental a nuestros cepillados.
  • Usar un colutorio con flúor.
  • Beber agua, no menos de dos litros diarios.
  • Moderar el consumo de bebida carbonatadas y alcohólicas y, en todo caso, proceder a un cepillado tras su ingesta.

Desde Ebrodental, queremos unirnos a estas recomendaciones y desearos a todos un feliz verano.

Ebrodental

Material Gráfico propiedad de sus respectivos autores